Qué es la ansiedad y cómo manejarla

0Shares

La ansiedad es un trastorno mental caracterizado por la angustia, temor, intranquilidad o miedo, por corto o largo período. Condición que debe ser tratada con ayuda psicológica para que no sea traumática y se convierte en ataques de pánico.

Este estado mental será normal siempre que sea temporal. Por ejemplo, durante una entrevista laboral o comenzar en un nuevo trabajo. De lo contrario, entorpecerá los días y las actividades ordinarias.

La psicóloga, Luisa Vásquez, apunta a que las primeras alertas de preocupación serán:

  • Si es permanente.
  • Está acompañada de episodios de miedo.
  • Si entorpece las actividades cotidianas.

La Clínica Mayo señala que esta condición puede manifestarse de diferentes formas como trastorno de ansiedad generalizada y social, algunas fobias específicas o consecuencia de un tratamiento médico o abstinencia.

No se descarta que esté vinculada a la depresión. Por ello es importante que la persona reconozca que necesita ayuda profesional y familiar para superarla, complementó Vásquez.

El individuo asistirá cuánto antes con profesionales médicos, si el trastorno impide su desenvolvimiento social o las relaciones afectivas, añadió.

Situaciones de riesgo

La ansiedad puede ser inducida y manifestarse en poco o mucho tiempo. Para ambas condiciones servirá la ayuda psicológica.

Especialistas en la salud mental coinciden en que eventos traumáticos en la infancia o adultez, favorecen a estos episodios. El estrés consecuencia de una enfermedad crónica, la pérdida de un ser querido, una personalidad propensa a caer en estados de ánimo, padecer de algún otro trastorno de salud mental o tener parientes que la padezcan, se suman como desencadenantes del trastorno mental.

Este estado suele ser desproporcionado con la actividad que se está realizando, por lo que es necesario tener consciencia de esto y tratar de buscar maneras efectivas de control, apunta la psicóloga.

Y, ¿cómo se trata?

Uno de los puntos principales para el tratamiento de cualquier trastorno mental es la aceptación. De esto dependerá el éxito de la ayuda psicológica o de otro tipo.

“Si esa persona no acepta que sufre de ansiedad, en un principio estará negada a recibir tratamiento. Si va obligada a terapias, pues creará una barrera entre ella y el terapeuta que puede ser difícil de traspasar para lograr su recuperación”, advierte Vásquez.

El tratamiento dependerá de la corriente que siga cada profesional y de lo que el paciente esté dispuesto a aceptar, prosigue la especialista.

“Se inicia una búsqueda guiada sobre las causas, la raíz del trastorno, la aceptación intrínseca de ello. Así empiezan las terapias con base en ejercicios que pueda practicar el paciente”.

La psicóloga destaca que solo recomendaría el uso de fármacos, cuidadosamente estudiados, si impide la realización de las actividades ordinarias del paciente o si esté está vinculado a trastornos como la depresión.

La asistencia convencional o la ayuda psicológica en línea, por Internet, serán herramientas con resultados comprobables a valorar para superar cualquier tipo de ansiedad. Subestimarlas sería irresponsable.

 

0Shares

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *