Trastorno sexual hipoactivo: síntomas, causas y tratamiento

Trastorno sexual hipoactivo síntomas, causas y tratamiento
0Shares

Se entiende por trastorno sexual hipoactivo a la falta persistente de interés por las actividades sexuales.

Ahora bien, hay que tener en cuenta que, según el Servicio de Salud de Reino Unido, y sus investigaciones, en algún momento de sus vidas uno de cada cinco hombres pierde el deseo sexual.

En el caso de las mujeres el NHS, o Servicio de Salud de Reino Unido, también sostiene que tres de cada diez mujeres pierden deseo por las actividades sexuales.

Hay que tener en cuenta que no siempre esta pérdida de apetito sexual tiene que ver con un trastorno, pero cuando se presentan los síntomas correspondientes puede ser un trastorno.

Lo mismo con las causas, si hay señales de que la falta de deseo sexual se deba a una de las causas que originan el trastorno sexual hipoactivo, entonces hay que buscar ayuda.

En este sentido, un psicólogo en línea, o uno tradicional, puede ayudar a diagnosticar de qué se trata la falta de interés en el sexo y puede aplicar el tratamiento más conveniente.

A continuación, te presentamos más información sobre este tipo de trastorno.

Síntomas del trastorno sexual hipoactivo

Los síntomas del trastorno sexual hipoactivo pueden confundirse con cualquier otro problema a nivel sexual.

Por eso es importante que se cuente con los servicios de un profesional capacitado para diagnosticar a qué se deben los problemas de incapacidad y falta de deseo hacia la actividad sexual.

Los síntomas más comunes de este tipo de trastorno son:

  • Incapacidad para mantener relaciones sexuales.
  • Insatisfacción a la hora de mantener relaciones sexuales.
  • Problemas de pareja.
  • Angustia, ansiedad, tristeza.

Si se presentan estos síntomas no dudes en apartar una cita con un psicólogo para que una serie de sesiones te ayude a determinar tanto las causas como el diagnóstico correcto.

Esto facilitará un tratamiento para revertir la condición.

Causas del trastorno sexual hipoactivo

En cuanto a las causas estas pueden variar. De hecho, hay una serie de causas psicológicas que pueden influir.

Pero también se pueden identificar causas ambientales y fisiológicas, que constituyen factores de riesgo a padecer el trastorno sexual hipoactivo.

A continuación, te presentamos una lista de las principales causas del trastorno:

  • Problemas de autoestima o de satisfacción corporal
  • Estrés, ansiedad, situaciones problemáticas y preocupaciones
  • Determinados fármacos que disminuyen la libido
  • Desajustes hormonales
  • Problemas de alcohol o drogas
  • Educación restrictiva en la infancia sobre las relaciones sexuales
  • Problemas en la relación de pareja
  • La calidad de las relaciones sexuales y las habilidades en las mismas
  • Problemas psicológicos como la depresión, la ansiedad, duelos, etc.
  • Problemas en el trabajo como posible despido o situaciones de estrés en los mismos
  • Etapas del propio desarrollo, como puede ser la menopausia

Tratamiento de este tipo de trastorno

Como la mayoría de los trastornos de tipo sexual o mental, el trastorno sexual hipoactivo requiere de un tratamiento adecuado y a tiempo.

Este puede variar de acuerdo a las causas que se identifiquen.

En ese sentido podría requerirse de un tratamiento médico, para lo que es estrictamente necesario que sea un especialista quien prescriba el medicamente que pueda ayudarte.

También está el tratamiento a través de psicoterapias, para lo que puede ayudarte un psicólogo. De hecho, puedes recurrir a terapias en línea con un psicólogo online efectivo.

Así que no dudes en buscar ayuda en el caso de sospechar problemas con tu deseo sexual.

De igual forma te recomendamos que compartas este artículo en tus redes sociales, seguro habrá muchos interesados en conocer sobre el trastorno sexual hipoactivo.

0Shares

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *