Psicoterapia: ventajas y desventajas

Psicoterapia

Aunque no siempre lo veamos, los problemas de salud mental están más presentes de lo que creemos. Se ha visto que 1 de cada 4 personas experimentará un problema de salud mental en un año, y 1 de cada 25, uno severo. De la misma forma, se observa que 1 de cada 5 personas pensará sobre el suicidio a lo largo de su vida.

Viendo un panorama así, es necesario conocer las distintas herramientas que nos pueden ayudar si vivimos alguno de estos problemas, o si un ser querido pasa por ellos. Una de las herramientas más importantes para manejar los problemas de salud mental, es la psicoterapia.

¿Qué es la psicoterapia?

La psicoterapia es un tipo de tratamiento dirigido al alivio de dificultades emocionales y problemas de salud mental. En esta puedes darte un espacio para aprender sobre tus pensamientos, emociones y conductas, y también, para manejar los síntomas que experimentas.

Básicamente, se refiere a tener sesiones con un especialista de salud mental. En estas, puedes compartir sobre tus emociones, pensamientos, conductas, dificultades, etc. Así, el especialista puede ayudarte con herramientas para manejar tus problemas y promover tu bienestar.

Esta puede ser:

  • Individual
  • De pareja o con otros miembros de la familia
  • En un grupo de personas que atraviesan las mismas dificultades

Características  

La psicoterapia es un espacio guiado por un experto en salud mental. Este se enfoca en crear un espacio libre de juicios, donde haya apoyo y nos podamos sentir libres para hablar de manera abierta sobre nuestra vida.

De esta forma, el experto te brindará distintas técnicas psicoterapéuticas  para ayudarte a aliviar tu malestar o promover tu salud mental. Así, el espacio de psicoterapia se caracteriza por ser confidencial, excepto en situaciones donde hay un peligro inminente a tu seguridad, por lo que es importante discutir sobre este punto con el terapeuta.

Tipos de psicoterapia

Existen distintos modelos de psicoterapia. La decisión sobre cuál elegir depende del motivo de consulta que tengas y tus preferencias. Estos son algunos de los modelos existentes:

  • Cognitivo conductual: Se enfoca en conductas y pensamientos que generan dificultades. Las sesiones son orientadas a objetivos y usualmente se dejan tareas a realizar fuera de sesión. 
  • Integrativo: Se utilizan técnicas de distintos modelos según lo que el caso requiera. 
  • Psicoanalítico: Las sesiones tienden a ser conversacionales con el objetivo de hacer consciente aquello que no lo es. El proceso usualmente es largo e implica mucho autoanálisis. 
  • Humanista: Se enfoca en el presente y busca potenciar el desarrollo personal. Los pacientes aprenden a reconocer sus fortalezas y su capacidad de elección. 
  • Sistémico-relacional: Considera que las dificultades dependen de las relaciones que mantenemos con nosotros y con nuestro entorno. Usualmente se trabaja con parejas o familias. 
  • Terapia breve: Su objetivo es obtener resultados concretos en un periodo de tiempo corto.

Te recomendamos:  ¡Realiza el test de ansiedad!

¿Qué es la psicoterapia cognitivo conductual? 

La terapia cognitivo conductual (TCC) es un estilo de terapia que se enfoca en cómo los pensamientos afectan los sentimientos y la conducta. Es decir, considera que la manera en la que pensamos afecta cómo nos sentimos y comportamos.

Entre muchos aprendizajes, esta nos enseña a identificar nuestros patrones de pensamiento negativos y cambiarlos por unos más efectivos. Además, nos presenta herramientas para manejar distintos problemas de la vida diaria, y nos ayuda a exponernos a aquellas situaciones a las cuales tememos.

La terapia cognitivo conductual es un tipo de terapia práctica, en donde se establecen los objetivos que queramos trabajar y se va monitoreando el proceso. De la misma manera, probablemente habrá tareas para ir aplicando lo aprendido. Este tipo de terapias suele ser de duración corta, y está centrada en el momento presente, es decir, te enfocas en qué puedes hacer para sentirte mejor hoy. 

Esta terapia es recomendada para una amplia gama de problemas de salud mental, entre ellos: ansiedad, consumo de sustancias, trastornos de la conducta alimentaria, trastornos de la personalidad, trastornos obsesivos compulsivos, problemas de sueño, trauma y fobias.

¿Cuándo debo tomar psicoterapia? 

La psicoterapia nos puede ayudar con diversos tipos de malestar emocional. Es importante señalar que no solo debemos acudir cuando estamos en crisis, sino también podemos ir cuando notamos algo que queremos cambiar, trabajar o mejorar a nivel emocional. Es una herramienta para usar no solo en caso de enfermedad, sino también para promover nuestro bienestar.

Estos son algunos de los motivos para tomar terapia:

  • Estás preocupado por alguna/s conducta/s o sentimiento/s
  • Has tratado de detener o reducir esta/s conducta/s o sentimiento/s por tu cuenta y no has tenido éxito
  • Te gustaría mejorar algunos aspectos en tu vida (laboral, académico, social, etc)
  • Te está resultando difícil lidiar con distintas situaciones de tu vida
  • Te has alejado de personas o actividades que antes disfrutabas o te importaban
  • Hay cambios que te gustaría lograr pero no encuentras cómo hacerlos 
  • Tienes dificultades para concentrarte en el trabajo o la escuela
  • Estás más irritable o ansioso/a 
  • Te es difícil cuidar de ti (Ej. descansar, leer, salir a caminar, socializar, nutrirme, etc)
  • Realizas más conductas para “desconectarte” de la vida (Ej. pasar más tiempo en: redes sociales, televisión, comiendo, consumiendo sustancias, etc.)
  • Sientes que tienes más pensamientos negativos y autocríticos
  • Sientes que te abruman y demandan más esfuerzo las responsabilidades del día a día

Si te identificas con alguno de estos motivos, recuerda que hay ayuda disponible. Buscar ayuda profesional siempre es una buena opción, esta te permite comprender lo que estás viviendo y desarrollar las herramientas para poder manejarlo.

¿Cuánto dura la psicoterapia? 

La psicoterapia puede durar desde unas pocas sesiones, hasta varios meses o incluso años. En realidad, depende de lo que busques o necesites. Además, existen modelos de psicoterapia que son de mayor duración que otros.

Algunas personas llegan a terapia por un problema cotidiano muy puntual, por lo que no necesita ser un tratamiento de gran duración. Por otro lado, hay personas que llegan por problemas complejos, y necesitan de un mayor tiempo para comprenderlos y manejarlos. 

Así, hay personas que mantienen este espacio, es decir, una vez que resuelven un problema, exploran otras áreas que quieren trabajar, o buscan aprender herramientas para lidiar con algún problema de la vida cotidiana que pueda haber surgido.

La terapia puede ser lo que busques: una única conversación, un apoyo durante un momento complejo en tu vida, o una práctica de autocuidado constante para seguir cultivando tu bienestar.

¿Cómo es una sesión de psicoterapia? 

Es importante resaltar que el estilo de la terapia depende del modelo y del terapeuta, no hay una forma única de manejar las sesiones. Sin embargo, por lo general, una sesión tiene distintos momentos:

  • Al inicio, normalmente el terapeuta te invita a compartir sobre ti. Esto puede ser sobre algo que haya pasado en la semana, cómo te estás sintiendo, qué está en tu mente, o cómo te fue con lo visto en la sesión anterior.
  • Luego, el terapeuta puede brindar alguna intervención para ayudarte. Quizás te ayude a entenderte mejor, valide las emociones que estás experimentando, o quizás te de una herramienta práctica que te podría ayudar.

¿Cómo empezar a tomar terapia? 

Si estás pensando en empezar a tomar terapia, hay algunos aspectos que podrías considerar:

Elige al terapeuta adecuado

El tener al terapeuta adecuado para nosotros es de los aspectos más importantes del proceso. Debe ser alguien en quien confiemos, con quien sintamos comodidad, y percibamos que tiene las herramientas necesarias para ayudarnos. Puede ser alguien que te hayan recomendado, o puedes leer sobre su experiencia en línea.

Recuerda que el modelo de terapia que elijas también es importante. Hay modelos que tienen mayor evidencia que otros para ciertas problemáticas, o algunos que se pueden ajustar mejor a nuestras preferencias.

Prepárate para tu primera sesión

Para prepararte para tu primera sesión, puedes hacerte las siguientes preguntas:

  • ¿Cuál es el motivo, causa o problema que te trajo aquí? ¿Qué estás buscando cambiar, resolver o entender?
  • ¿Desde cuándo sientes que esto está interfiriendo en tus actividades diarias o en tu forma de ser?
  • ¿Qué cosas o cambios crees que podrían ser señales de mejora? ¿Cómo esperas darte cuenta si la terapia está funcionando o no?
  • ¿Qué quieres compartir en tu primera sesión? ¿Qué te gustaría compartir con el tiempo y confianza desarrollada?

Comprométete con el proceso

Recuerda que los cambios no se verán de la noche a la mañana. Si llevamos algunos años con ciertas dificultades o patrones, es posible que nos tome un tiempo aprender a manejarlos.

Para poder ver los resultados, busca comprometerte y seguir el proceso. Sé abierto a mostrarte vulnerable, para poder aprovecharlo de la mejor manera posible. De la misma forma, recuerda que es un proceso: habrá días buenos, días no tan buenos, y está bien.

También puedes leer: eBook Guía para tomar terapia

Ventajas y desventajas de la psicoterapia 

La psicoterapia trae consigo muchas ventajas. No solo es un espacio donde podemos aprender a manejar el motivo de consulta por el que llegamos inicialmente, sino también nos permite conocernos a profundidad, relacionarnos de mejor manera con nuestros pensamientos y emociones, y desarrollar las herramientas necesarias para cumplir nuestras metas.

Con respecto a las desventajas, es posible que al explorar emociones y experiencias de dolor, podamos conectar con sentimientos incómodos. Sin embargo, esto nos permite procesar estas experiencias, y de esta forma aliviar nuestros síntomas. Igualmente, un buen terapeuta hará que profundicemos solamente en aquellas experiencias que estamos preparados para manejar.

¿Cuáles son los resultados finales ? 

Ir a terapia nos permite:

  • Conocernos a profundidad: Podemos entender de dónde vienen nuestras tendencias y patrones. Así, podemos desarrollar mayor autocompasión.
  • Mejorar nuestras relaciones: Podemos conocer qué dificultades tenemos al relacionarnos con los demás y desarrollar las herramientas necesarias para tener relaciones que nos llenen.
  • Cumplir nuestras metas: Nos puede ayudar a aclarar y cuestionar aquello que buscamos,  y establecer pasos realistas para alcanzarlo
  • Mejorar todos los aspectos de nuestra vida: Nos permite construir la vida que realmente queremos vivir. Podemos identificar aquello que lo está obstaculizando y aprender a superarlo.

¡Qué lindo que estés considerando comenzar un proceso que puede ayudar tanto! Realmente, ir a terapia puede cambiarnos la vida. Y recuerda que cada vez existen más opciones para hacerlo, existen herramientas como terapia en línea que nos permiten acceder a estos servicios de una forma que se adapten a nuestras necesidades.

Recuerda que no estás solo, aquí estamos para ayudarte.

Referencias

  1. APA. (2022). Understanding psychotherapy and how it works. Recuperado de: https://www.apa.org/topics/psychotherapy/understanding 
  2. Psychology Today Staff. (2022). What is Therapy? Recuperado de: https://www.psychologytoday.com/us/basics/therapy 
  3. Raypole, C. (2019). A Guide to Different Types of Therapy. Recuperado de: https://www.healthline.com/health/types-of-therapy
¡Haz clic para calificar este artículo!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *